Comentario y análisis del cierre de la bolsa (lunes 8 de junio de 2020)

El IBEX 35 (+0,30%) destaca de nuevo frente a las caídas del resto de principales bolsas europeas

Jornada con tono mixto en los principales mercados de renta variable a nivel global, si bien con movimientos moderados, tras los significativos avances registrados la semana pasada.

En el inicio de la sesión de hoy el foco la atención se ha situado en el mercado petrolero, ante el acuerdo alcanzado por los países miembros de la OPEP+ durante este fin de semana para prorrogar sus recortes de producción de 9,7 millones de barriles diarios durante un mes adicional, hasta finales de julio. Este anuncio, unido al fuerte incremento del volumen de importaciones de crudo por parte de China (11,3 millones de barriles diarios en mayo, +15% frente al mes anterior), ha impulsado el precio del petróleo Brent por encima de 43 dólares el barril en la apertura. Sin embargo, a lo largo de la jornada ha revertido su tendencia tras conocerse que Arabia Saudí suprimirá los recortes de petróleo de 1 millón de barriles diarios que anunció voluntariamente el mes pasado, junto con Kuwait y Emiratos Árabes Unidos, y el reinicio de la producción de crudo por parte de Libia.

En Europa, tras el optimismo de las dos últimas semanas marcado por el progresivo avance de los planes de desescalada y el aumento de los estímulos monetarios y fiscales del BCE y de la Comisión Europea, respectivamente, los datos macroeconómicos continúan constatando la fuerte contracción de la actividad económica. En concreto, hoy se ha conocido que la producción industrial de Alemania registró en el mes de abril su mayor caída desde que comenzó la serie histórica en 1991 (-25,3% interanual).

En este escenario, la presidenta del BCE, Christine Lagarde, ha reafirmado en su comparecencia en el Parlamento Europeo que asistimos a una crisis económica sin precedentes, ante la cual el organismo monetario ha adoptado medidas de carácter temporal proporcionales a los riesgos actuales.

Por otro lado, en la evolución bursátil no ha pesado la proyección del Banco Mundial de una contracción del PIB global de un 5,2% este año ni, en el caso de España, los nuevos escenarios macroeconómicos del Banco de España, empeorando las previsiones de crecimiento de nuestra economía hasta un 15% este año en caso de que se produzcan nuevas olas de contagio que obliguen a adoptar de nuevo medidas de confinamiento, anticipando que no se recuperarán los niveles pre-crisis hasta 2023.

En Europa, entre sus principales índices bursátiles ha predominado el rojo, a excepción del IBEX 35. En concreto, el CAC francés ha retrocedido un 0,43%, el DAX alemán un 0,22% y el Footsie inglés un 0,18%.

En España, el IBEX 35 ha logrado mantener el verde (+0,30%), destacando de nuevo entre los principales índices de la Eurozona, continuando con su escalada hacia el umbral de los 8.000 puntos. A cierre de sesión se ha situado en 7.896 puntos, marcando un nuevo máximo desde el 6 de marzo. Las mayores revalorizaciones se han producido en el sector bancario, concretamente en Bankinter (+5,96%) y Banco Sabadell (+5,57%). Por otro lado, en terreno negativo, las caídas más significativas se han registrado en Colonial (-4,29%) e Inditex (-2,19%), previo a su presentación de resultados del próximo miércoles.

En Estados Unidos, sus principales mercados bursátiles registran subidas inferiores a un 1% a cierre de sesión europea. En concreto, el S&P 500 avanza un 0,50%, situándose en torno a 3.200 puntos, y el Nasdaq un 0,31%.

Renta fija

Nueva jornada de caídas de TIRes en los mercados de renta fija soberana europea, apoyados por la extensión del programa de estímulos monetarios por parte del BCE. En concreto, la semana pasada anunció su decisión de ampliar su Programa de Compra de Emergencia Pandémica (PEPP) en 600.000 millones de euros (hasta 1,35 billones de euros en total), prolongando además su duración hasta junio de 2021.

En este contexto, el mayor descenso se ha registrado en la rentabilidad del bono alemán a 10 años, hasta un -0,321%, apoyado principalmente en el anuncio de la semana pasada del Gobierno alemán de un nuevo paquete coyuntural de estímulos fiscales de 130.000 millones de euros. Por su parte, la rentabilidad del bono español a 10 años se ha reducido 1 pb hasta un 0,542% y la del bono italiano a 10 años 0,8 pb hasta un 1,399%. En contraste, ha destacado el aumento de la TIR del bono griego a 10 años hasta un 1,367% (+5,1 pb).

Fuera de la Eurozona, la TIR del bono a 10 años de Reino Unido ha retrocedido 2 pb hasta un 0,331%.

Por su parte, la rentabilidad del Treasury estadounidense a 10 años se sitúa a cierre de sesión europea en torno a 0,87% (-2,5 pb).


Autores:

Andrés Aragoneses de Andrea
Analista de Singular Bank
Departamento de Desarrollo de contenidos, productos y servicios

Felipe López-Gálvez, MFIA
Analista de Singular Bank
Desarrollo de contenidos, productos y servicios
Departamento de Marketing

Victoria Torre
Analista de Singular Bank
Responsable de desarrollo de contenidos, productos y servicios

(Texto elaborado por Singular Bank)