Comentario y análisis del cierre semanal de la bolsa (viernes 18 octubre 2019)

Viernes de respiro

Tras una semana prácticamente monopolizada por el Brexit, la sesión del viernes ha transcurrido más tranquila. Los mercados están en modocompás de espera hasta la votación en el Parlamento Británico del plan del Brexit acordado entre la U.U. y el gobierno de Boris Johnson.

Ante la mayor calma desde el punto de vista político, lo inversores se han fijado en la agenda macroeconómica y en algunas sorpresas desde el frente empresarial. De madrugada se publicaba un dato peor de lo esperado para el PIB de China en el segundo trimestre, que cae hasta el 6%. Sin ser un dato positivo, el mercado ha respirado tranquilo al ver cómo esta desaceleración está siendo muy progresiva y cómo el dato de ventas minoristas de septiembre ha superado expectativas (+7,8% vs +7,5% estimado).

La noticia empresarial ha sido el profit warning anunciado por el fabricante Renault, que se ha dejado un -11,48% al cierre. El recorte de estimaciones de Renault ha arrastrado a todo el sector del automóvil, poniendo aún más en duda el futuro de la industria, ya que las previsiones para los próximos años, teniendo en cuenta la ralentización económica, no ayudan a generar optimismo. Los mayores costes en I+D, que supone que los márgenes de la compañía francesa caigan hasta el 5%, y el retroceso en las matriculaciones de automóviles en Europa (-1,6%), principal mercado de Renault del que suponen el 64% de las ventas, son las claves en el recorte de estimaciones.

Es por ello que dentro del Ibex haya sido CIE Automotive (-4,53%) la más castigada

El IBEX 35 cierra este viernes con un suave descenso del -0,11%,después de haberse movido en la sesión en un estrecho rango. Las subidas de títulos como Ence (+2,14%) o Endesa (+1,24%) han compensado parcialmente las caídas de otros como CIE (-4,53%) o Meliá (-4,11%).

En la semana, el selectivo consigue recuperar un +0,6%.

El bono español ofrece ya una rentabilidad de +0,25%, con la prima de riesgo cerca de los 65 puntos básicos.

La semana que viene será intensa en lo que a información se refiere, comenzando por las reacciones al voto del Parlamento británico el lunes, la avalancha de resultados corporativos y la reunión de tipos del BCE. El protagonismo recaerá más en la despedida de Mario Draghi que en la reunión en sí, ya que tras haber bajado la facilidad de depósito y reimplantado el QE en la reunión de septiembre, en esta ocasión no se esperan cambios en la política monetaria. Aparte de la respuesta de los inversores a estas cuestiones, se esperan novedades también desde el frente comercial, ya que está previsto que China y EE.UU. retomen las negociaciones.


Autores:

Felipe López-Gálvez, MFIA
Analista de Self Bank
Desarrollo de contenidos, productos y servicios
Departamento de Marketing

Victoria Torre
Analista de Self Bank
Responsable de desarrollo de contenidos, productos y servicios

Texto cedido por SelfBank