Los ministros de la eurozona refuerzan el área de la moneda única frente a futuras crisis

Los ministros de Economía y Finanzas de la eurozona cerraron ayer un acuerdo para reforzar el área de la moneda única frente a futuras crisis, que incluye dar más poder a su fondo de rescate y mejorar la respuesta a quiebras bancarias, aunque se han pospuesto temas considerados importantes, según coinciden en señalar los diarios, que detallan que es el caso del Presupuesto de la eurozona, donde los países solo se muestran abiertos a debatir una versión del mismo con funciones limitadas, y el Sistema Europeo de Garantía de Depósitos, que no genera consenso ni siquiera para iniciar las discusiones políticas para implementarlo.

El presidente del Eurogrupo, Mario Centeno, señaló que la negociación había sido "dura", pero también calificó el resultado de "un gran avance en algunos temas". El acuerdo debe recibir el visto bueno de los líderes europeos en la cumbre de la próxima semana

Se ha alcanzado un acuerdo para poner el marcha el Fondo Único de Resolución y una reforma para dar más poder al Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), el fondo de rescate europeo con el fin de mejorar la previsión de crisis. El acuerdo establece que los países deberán cumplir con las normas europeas de disciplina fiscal y estarán sometidos a vigilancia regular.

Los ministros acordaron, asimismo, poner en marcha un proceso para "promover la sostenibilidad de la deuda" pública, a través de la introducción de clausura de acción colectiva con cláusulas de agregación simple en las emisiones de bonos soberanos a partir de 2022.

La ministra española de Economía, Nadia Calviño, valoró que las medidas de reforma de la eurozona acordadas por el Eurogrupo proporciona "nuevas líneas de defensa" frente a crisis financieras, al tiempo que insistió en la importancia de acotar también iniciativas que aporten bienestar a los ciudadanos. La ministra destacó que el acuerdo para poner en marcha el Fondo Único de Resolución, proporciona "un paraguas adicional" para el sistema financiero.

Por otra parte, los ministros de Economía de la UE no alcanzaron la unanimidad necesaria para aprobar una tasa a las grandes empresas digitales, a la que se oponen países como Irlanda y Suecia. Los eurodiputados del PSOE Ramón Jáuregui y Jonás Fernández consideraron ayer que la falta de acuerdo en la UE para aprobar un impuesto a las empresas digitales es "decepcionante e incomprensible".

EL PAÍS 1, 40, 41/EL MUNDO 40/ABC 36/LA VANGUARDIA 59/EL PERIÓDICO 22/LA RAZÓN 32/CINCO DÍAS 24


(Texto de elaboración propia realizado a partir del resumen de noticias de los servicios de prensa de Moncloa)