Comentario y análisis del cierre de la bolsa (lunes 20 de septiembre de 2021)

Diversos focos de incertidumbre amplían las caídas de los mercados bursátiles

Los principales mercados de renta variable a nivel global han profundizado hoy las caídas de finales de la semana pasada ante la incertidumbre de los inversores en torno a los problemas de Evergrande Group en China y las negociaciones de la agenda económica de la Administración Biden y el techo de gasto en EEUU. Todo ello unido a las expectativas de si la Reserva Federal estadounidense realizará algún anuncio sobre el inicio de la retirada de estímulos monetarios tras su reunión de este miércoles.

La semana ha comenzado con fuertes ventas en la bolsa de valores de Hong Kong lideradas por las acciones del sector inmobiliario, cayendo el índice Hang Seng un 3,30% en un contexto marcado por la crisis de deuda de la segunda mayor promotora inmobiliaria de China, Evergrande. Un problema que extiende la preocupación de los inversores por la evolución de los mercados inmobiliario y crediticio, y sus posibles consecuencias en un entorno en el que los indicadores económicos de la potencia asiática han reflejado la desaceleración de su crecimiento, especialmente en el caso de las ventas minoristas y la inversión en capital fijo. No obstante, el elevado volumen de deuda de la empresa china y sus actividades son en su mayor parte de ámbito doméstico. En esta coyuntura, el Banco Popular de China está aumentando el efectivo en su sistema bancario con el objetivo de mantener estable la liquidez al final del trimestre. El viernes inyectó 90.000 millones de yuanes (en torno a 14.000 millones de $) en fondos netos a través de acuerdos de recompra a 7 y 14 días, la mayor cuantía desde febrero, mientras que el sábado añadió aproximadamente 100.000 millones de yuanes netos adicionales en operaciones de mercado abierto.

Por otro lado, aumenta la incertidumbre en EEUU en torno a tres cuestiones clave:

·        Negociación de la agenda económica de la Administración Biden: la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, mantiene por el momento el compromiso de celebrar una votación antes del 27 de septiembre sobre la parte de la agenda ya aprobada por el Senado, que incluye 550.000 millones de $ en gastos de infraestructura. La persistencia de los desacuerdos en el seno del Partido Demócrata sobre algunos ámbitos reduce las expectativas de que el Congreso apruebe un proyecto de Ley más amplio antes de finales de mes.

·        Límite de deuda federal de EEUU: la secretaria del Tesoro de EEUU, Janet Yellen, ha recordado que en octubre el Tesoro podría quedarse sin efectivo si no se aumenta el límite de endeudamiento, lo que ocasionaría un incumplimiento de los pagos del Gobierno Federal (cheques del Seguro Social, pagos de intereses, etc.). Una situación que podría afectar a la confianza de los agentes privados, aumentar los costes de los préstamos a corto plazo e incrementar las tensiones políticas, lo que tendría implicaciones sobre el dinamismo económico. Esta semana está prevista una votación en la Cámara de Representantes que previsiblemente finalizará sin un acuerdo si no se determina una fecha límite precisa de cuándo podrá agotarse la liquidez actual.

·        Reunión de política monetaria de la Reserva Federal: se mantienen las perspectivas de si el presidente de la Fed, Jerome Powell, ofrecerá alguna señal sobre cómo se desarrollará el proceso de tapering tras afirmar en la reunión de Jackson Hole de finales de agosto que sería apropiado comenzar a reducir las compras de deuda antes de finales de año. Para esta reunión, los miembros del Comité contarán con los nuevos datos de mercado laboral y de inflación de agosto, que han mostrado una significativa ralentización de la creación de empleo y la estabilización del crecimiento de los precios en un elevado nivel de un 5,3% anual.

En una sesión en la que las bolsas de China, Japón y Corea del Sur permanecen cerradas, los índices europeos han recogido el sentimiento bajista del mercado y han cotizado con signo negativo. En concreto, la capitalización de los principales mercados bursátiles europeos ha caído entre un 0,5% y un 2,5% a cierre de la jornada. El descenso más significativo se ha producido en el DAX alemán (-2,31%), que desde hoy se ha ampliado para incorporar 10 compañías nuevas hasta un total de 40. Por su parte, el CAC 40 francés ha perdido un 1,74% y el IBEX 35 español un 1,20%. Así, los principales índices de la Eurozona han superado la caída del FTSE 100 británico de un 0,79%.

En España, el IBEX 35 ha perdido 105,5 puntos respecto a su cotización de cierre del viernes, cerrando en 8.655 puntos. Esta evolución a la baja se ha visto impulsada fundamentalmente por las compañías del sector bancario y acerero, estas últimas afectadas por las declaraciones del primer ministro chino, Li Keqiang, afirmando que la potencia asiática continuará tratando de estabilizar los precios de las materias primas. En contraste, se han producido revalorizaciones significativas en las empresas del sector turístico tras la noticia de que EEUU permitirá la entrada de viajeros internacionales con pauta completa de vacunación contra el covid-19. Una noticia que ha provocado un fuerte repunte de IAG de un 10,68%, seguido de Amadeus IT Group (+4,02%) y AENA (+2,20%).

Por otro lado, el mercado bursátil de EEUU muestra una evolución negativa en línea con la caída de las bolsas europeas. A cierre de la sesión en Europa, el S&P 500 pierde un 1,74% y el Nasdaq Composite un 2,45%.


Autores:

Andrés Aragoneses de Andrea
Analista de Singular Bank
Departamento de Desarrollo de contenidos, productos y servicios

Felipe López-Gálvez, MFIA
Analista de Singular Bank
Desarrollo de contenidos, productos y servicios
Departamento de Marketing

Victoria Torre
Analista de Singular Bank
Responsable de desarrollo de contenidos, productos y servicios

Fátima Herranz González
Analista macro y de mercados de Singular Bank

(Texto elaborado por Singular Bank)