¿Por qué hay tantas personas que renuncian a sus trabajos?

problemas laborales

Hay momentos en la vida profesional de una persona donde ya no se siente tan a gusto con el puesto que ocupa en una empresa. Puede pensar que su trabajo se ha vuelto una pesadilla, que simplemente no se encuentra a sí mismo, o no encuentra la motivación.

Recientemente la red social de búsqueda de empleo LinkedIn ha hecho un estudio en el que publicó que existen diferentes motivaciones por las cuales una persona decide dejar el cargo que ocupa en una empresa o institución, así que el comparador de minicréditos rápidos WannaCash.es nos explica las más frecuentes.

Falta de crecimiento

Este es el caso de quien lleva muchos años en un puesto específico de su trabajo. La frustración llega cuando trata de adquirir nuevos puestos, de ascender. Y aunque se postula, se le niega. Sus esfuerzos no valen nada para la empresa, por mucho que haga el esfuerzo de mejorar.

También está el caso del empleado que ha logrado conseguir el máximo puesto dentro de su organización. O que llega al tope de su carrera.

Falta de liderazgo

Cuando un jefe no se ocupa de los problemas y situaciones delicadas o de importancia en su empresa algo va mal. Dejarle las responsabilidades al resto de los empleados y no asumir las de un líder, crea un vacío de liderazgo que afecta negativamente la productividad y ánimo de los empleados.

Sueldos bajos

Percibir un sueldo por debajo de lo que vale verdaderamente el trabajo de un empleado y no poder acceder a una mejora salarial, puede ser muy frustrante.

Una pésima cultura de trabajo

La deshumanización de los empleados dentro de la zona de trabajo puede ser uno de los elementos más críticos. Esto implica falta de espacios adecuados, sobreexigencias en horarios o en entregas, malos tratos, falta de trabajo en equipo, que no haya una clara definición de las funciones, etc.

Una cultura de trabajo es cómo se relacionan los empleados dentro del espacio de trabajo. Y muchas personas llegan a pasar más tiempo allí que en casa, por lo que debería ser lo más ameno y llevadero posible.

Falta de reconocimiento

El poco reconocimiento o la falta de este de los logros obtenidos es altamente desmoralizador. Aleja a los empleados del apego emocional a sus puestos de trabajo.

Por estas razones y más muchos empleados están tomando la decisión de iniciar sus propios negocios o start-ups. Se han ido dado cuenta de que tener un trabajo fijo, bien sea como autónomo o dentro de los espacios convencionales de una oficina, siguen existiendo trabas. La solución es crear un empleo propio.