Rato asume sus errores y se disculpa antes de entrar en prisión

Rodrigo Rato

El e vicepresidente del Gobierno Rodrigo Rato ingresó ayer en la cárcel madrileña de Soto del Real para cumplir cuatro años y medio de prisión por el uso de tarjetas opacas de Caja Madrid, tras pedir perdón "a la sociedad y las personas que se han podido sentir decepcionadas o afectadas".

Rato señaló: "Asumo los errores que haya podido cometer", antes de disculparse. Todavía con dos juicios pendientes (por la salida a Bolsa de Bankia y por la investigación de sus cuentas en paraísos fiscales), Rato no disfrutará de ningún permiso hasta diciembre de 2019, cuando haya cumplido trece meses y medio (una cuarta parte de su pena), siempre que tenga buena conducta un pronóstico favorable de reinserción.


(Texto de elaboración propia realizado a partir del resumen de noticias de los servicios de prensa de Moncloa)